Mongetes cocidas con solomillo de cerdo y pelota

Di que sí al michelín. No todo va a ser vida sana. Y es bien sabido que la operación bikini comienza a finales de julio. Tenemos tiempo de sobras para meternos entre pecho y espalda unos buenos platazos.

Ingredientes:

  • 1 bote pequeño de mongetes (no son monges pequeñitos, son alubias)
  • 2 pelotas de carne de cerdo y vaca
  • Unos trozos de solomillo de cerdo
  • 2 tomates
  • 1 cebolla, claro que sí
  • 2 cebolletas, que estaban a punto de pasarse
  • 1 trozo de chorizo
  • 1 trozo de morcilla de arroz
  • 2 patatas
  • Pimentón dulce
  • Caldo de carne (cubicaldo en este caso)
  • 1 ñora. Al final no
Como ya sabéis, no soporto encontrarme trozos de cebolla en los guisos. Sin embargo, eso no significa que no me guste usarla. Normalmente la sustituyo por puerro si no me quiero complicar la vida. Pero hoy no.
En primer lugar troceamos la cebolla y las cebolletas y las metemos en un bote para pasar por el turmix.

 

Sin piedad. A mí me gusta que queden con este aspecto.

 

Prácticamente, zumo de cebolla. Esto, al gusto de cada uno.

Toma falsa: ¿Os habéis fijado en que los botes de las fotos son distintos? Eso es porque primero lo intenté pasar por mi batidora espacial, pero no acababa de gustarme como quedaba. Así que, al final, usé el turmix de toda la vida.

Las ponemos en una olla con aceite caliente y a sofreir a fuego lento.

 

Ahora trocemos la morcilla y el chorizo y lo incorporamos.

Vamos  removiendo hasta que nos quede una pasta de aspecto desagradable.
Y añadimos el pimentón dulce. Tal que así.
Añadimos una buena cantidad de agua. Yo tomé como medida el bote que había usado para picar la cebolla. 1 y medio.
Le ponemos el cubicaldo de carne.
Troceamos el solomillo y lo incorporamos junto con las pelotas.
En la foto se aprecia parte del solomillo con mis dos hermosas pelotas.
Lo puse a fuego muy lento. De esta forma, la carne va soltando poco a poco su jugo que se va mezclando con el caldo. Si queréis un caldo más suave y que la carne conserve su sabor hacéis lo mismo, pero a fuego fuerte. Así  los poros de la carne se cierran y apenas sueltan sustancia.
Finalmente, añadimos las mongetes (las alubias de toda la vida. Yo es que siempre las he conocido por mongetes, en catalán)
Y ya tenemos nuestro tupper.
Con los ingredientes que usé, me salió para dos tuppers como el que se ve en la foto y dos platazos de cena de sábado. Para mí solo.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s